Capítulo 4: Relatoría de la junta del Comité Militar de la Ciudad de México.

Relatoría fiel del audio grabado en audiocassetera, del 1° de mayo de 1976, de la Junta del Comité Militar de la Ciudad de México.

Relator: Armando Rentería Castillo, consejo de redacción.

Asistentes de la Liga 23 de septiembre:

  • Alicia de los Ríos Merino: Comité Militar.
  • David Jiménez Sarmiento: Comité Militar.
  • César Antonio Solís Rodríguez: Brigada Militar del Comité Militar.
  • Amaranta Solís Rodríguez: Brigada Militar del Comité Militar.
  • Luís Miguel Corral García: Comité Editorial del Periódico Madera.

Se toma nota de la asistencia de líderes sindicales de los municipios de Ecatepec, Naucalpan y Tlalnepantla.

Se toma nota de la asistencia del camarada “Pepe”, quien pide permiso para integrarse a la Brigada Militar del Comité Militar.

Modera Amaranta.

Amaranta:

—Camaradas de lucha, camaradas sindicales. Hablo por las hermanas caídas en manos del Estado represor, desaparecidas, torturadas y ejecutadas. Hablo por los hermanos de lucha que han dado su vida, sin titubear, para darle cause a este movimiento guerrillero. Es momento de replantearnos internamente las acciones pertinentes que nuestro movimiento debe realizar para alcanzar el objetivo deseado: una conciencia obrera que lleve a la dictadura proletaria.

El gobierno priísta nos ha mostrado su verdadera cara represora. La creación de la Dirección Federal de Seguridad no es otra cosa que una cacería brutal de los que nos atrevemos a cuestionar el status quo, la explotación capitalista y quienes buscamos la dignidad como forma de vida. El Estado, como quiera que se llame, siempre será el instrumento de la burguesía.

En un día histórico como hoy, en el que los mártires obreros dieron sus vidas para lograr triunfos sindicales, repensemos las prioridades entre las que nos hemos estado debatiendo internamente: la acción militar o el trabajo político de masas. Agradecemos a los camaradas sindicales para enriquecer el diálogo el día de hoy.

Toma la palabra César. Agradece a Amaranta el contexto de la junta.

César:

—Gracias Amaranta. Antes de comenzar la discusión quisiera presentar a Pepe, camarada de los compañeros Lacandones de la UNAM. Mostró arrojo, entrega y compromiso con nuestro movimiento guerrillero en la acción militar que se efectuó en la Comandancia de la Policía del Municipio de Ecatepec. Esa acción fortaleció la consciencia de la Liga y enriqueció nuestro arsenal para futuras acciones militares. La coordinación de Amaranta fue clave para que el ataque se efectuara sin bajas. Si lo consideran pertinente, quisiera que Pepe formara parte de nuestra brigada.

Toma la palabra Alicia.

Alicia:

—Bienvenido, Pepe.

Toma la palabra David:

David:

—Bienvenido, camarada.

A los asistentes, les pregunto, ¿acaso no fue el Estado represor el que nos orilló a tomar las armas en este movimiento guerrillero? ¿Obtuvimos universidades y trabajos dignos cuando, pacíficamente, se los exigimos? Por Marx, claro que no, todo lo contrario. ¿No fue el Estado el que militarizó nuestro propio movimiento? ¿De qué manera nos podíamos defender si, incrédulos e idealistas, nos manifestábamos en masa y en lugar del diálogo se optaba por la represión para combatirnos? ¿Acaso las manifestaciones en masa no nos han traído más dolorosas muertes y derrotas que triunfos? ¿Acaso no las manifestaciones son una actividad humillante y no contribuye en nada a elevar la lucha y la consciencia de los obreros? Si la represión es armada, ¿acaso no la lucha también debe serlo? Les pregunto a los camaradas sindicalistas: ustedes exigen aumento de salario y reinstalaciones y lo enarbolan como el objetivo de su lucha interna contra el patrón, ¿no ven acaso que es un círculo vicioso, que en cada aumento de precios del capital deban realizar una huelga en la que arriesguen su trabajo, su integridad, su libertad y su vida? ¿No es el origen de todo mal proletario el sistema capitalista?

Toma la palabra el líder sindical de Naucalpan:

—Aclaremos una cosa. Ayer tuvimos reunión con los líderes del Partido Comunista Mexicano y nos decían, en pocas palabras, que las huelgas generales podrían ser el camino…

Interrumpe Luís y dice “pseudomarxistas” refiriéndose al PCM.

Interrumpe también David y dice “confunden al proletariado con verborrea intelectualoide”, refiriéndose también al PCM.

Interrumpe Amaranta y dice “lacayos del capitalismo”, refiriéndose al PCM.

Retoma la palabra el líder sindical de Naucalpan:

—… bueno compas, ¿me dejan hablar?

El lado A del cassette termina aquí.

abstract black and white blur book

Un comentario sobre “Capítulo 4: Relatoría de la junta del Comité Militar de la Ciudad de México.

Agrega el tuyo

  1. Estás líneas me hacen cuestionarme ¿si estamos del lado equivocado (El Estado), es inevitable no estarlo, ahí trabajamos, de eso comemos y nos permite desarrollarnos y llevar a cabo ciertos “hobbies”…mientras otros si tienen el valor de manifestarse en las calles arriesgando su trabajo por defender sus ideales… (habló de aquellos que realmente tienen consciencia de lucha social) no sé si me explico, es decir que no sean borregos o acarreados 😔, es triste nuestra realidad, pero confío en que hacemos lo mejor que podemos y damos el mayor esfuerzo en nuestro trabajo 🙂como servidores públicos.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: